El ruibarbo: todo lo que necesitas saber sobre esta planta

Aunque en España el ruibarbo no sea una planta muy común, estamos seguros de que alguna vez has oído hablar de ella. Ahora bien, es probable que tengas alguna duda sobre cuáles son los beneficios de esta planta, sobre su consumo, o incluso sobre su cultivo.

La buena noticia es que si has llegado hasta aquí ya no tienes nada de lo que preocuparte, porque en esta entrada de nuestro blog vamos a resolver todas tus dudas. ¡Sigue leyendo!

¿Qué es el ruibarbo?

El ruibarbo, cuyo nombre científico es Rheum rhabarbarum, es una planta fanerógama, perenne y perteneciente a la familia de las Polygonaceae. Se cultiva como verdura por su tallo comestible. Su apariencia está a medio camino entre la de un apio y la de una acelga, pero, sin duda, si hay algo que le caracteriza es su color rosado.

Su uso es parecido al del resto de verduras. Sin embargo, antes de consumir ruibarbo hay algo que debes muy en cuenta: las hojas son venenosas, ya que contienen un índice muy alto de ácido oxálico. Así pues, solo debes consumir el tallo y las raíces.

El sabor del ruibarbo es muy ácido, por eso se suele cocer y utilizar en postres a los que se le añade azúcar. Aun así, también es frecuente encontrarlo en algunos platos salados, sobre todo en la gastronomía británica y estadounidense.

El ruibarbo en la alimentación

El ruibarbo es un alimento muy codiciado por sus interesantes propiedades nutricionales. Es rico en betacarotenos, de ahí proviene su característico color rojo. Los betacarotenos tienen propiedades antioxidantes y ayudan a fortalecer el sistema inmunitario. Además, también contienen mucha vitamina A.

Su tallo es rico en fibra y en hidratos de carbono, pero bajo en calorías. La fibra es muy beneficiosa para el organismo ya que ayudan al tránsito intestinal y reduce el colesterol. Además, el ruibarbo contiene minerales como calcio, hierro, fósforo y potasio.

En definitiva, como el ruibarbo es bajo en calorías, rico en fibra, vitaminas y minerales es ideal para llevar una dieta sana y equilibrada. Además, si estás pensando en perder algunos kilos, incorporar ruibarbo a tu dieta es una muy buena idea, ya que te saciará y aportará los nutrientes que necesitas, pero no contiene apenas grasas ni calorías.

El ruibarbo se suele cocinar, pero también puede consumirse crudo. Es ideal para usar como ingrediente en platos dulces (tartas, mermeladas, postres…) y salados (sopas, ensaladas, salsas…).

¿Cuáles son sus propiedades?

El ruibarbo es muy beneficioso para la salud. Aquí te dejamos todas sus propiedades:

  • Laxantes: el ruibarbo limpia el intestino grueso y favorece la evacuación.
  • Astringentes: si se usa en cantidades correctas, está recomendado para tratar la colitis.
  • Purgantes: si consumes dosis elevadas de ruibarbo, notarás sus propiedades purgantes. Esto es algo beneficioso si padeces de parásitos.
  • Digestivas: mejora las digestiones lentas y pesadas.
  • Estomacales: ayuda a cicatrizar las úlceras del duodeno y del estómago.
  • Hepáticas: es un estimulante de la función biliar
  • Antiinflamatorias: reduce las dolencias de las articulares y también la inflamación del abdomen y del intestino.
  • Antibacterianas: ayuda a combatir las bacterias que provocan orzuelos, foliculitis y úlceras.

Aunque estas son sus propiedades más conocidas, el ruibarbo también tiene otros muchos beneficios:

  • Mejora la salud de los ojos
  • Previene enfermedades cardiovasculares
  • Mejora la circulación sanguínea
  • Mejora la salud de la piel
  • Alivia los síntomas de la menopausia
  • Mantiene la salud cerebral
  • Baja el colesterol
  • Reduce las infecciones bucales
  • Estimula el apetito

¿El ruibarbo tiene contraindicaciones?

, hay algunas cosas que debes tener en cuenta antes de consumir ruibarbo.

  • No está indicado para personas que sufren:
    • Crohn
    • Colon irritable
    • Hepatitis
    • Cirrosis hepática
    • Insuficiencia hepática
    • Gota
    • Cálculos renales
    • Exceso de ácido úrico
    • Deficiencia de minerales.
  • Las mujeres embarazadas o que sufren trastornos de ovario o de útero tampoco deben consumirlo.
  • No se debe consumir ruibarbo durante un tiempo prolongado, ya que podría causar cólicos abdominales, diarrea, vómitos, hemorragias internas, convulsiones e incluso provocar el coma.

El cultivo de ruibarbo

Si quieres consumir ruibarbo, puedes plantarlo tú mismo, ya que es una planta que resulta bastante sencilla de cultivar. Además, crece muy rápido y podrás tener suficiente para consumirlo durante todo el año, ya que brotan una gran cantidad de tallos.

Ahora bien, antes de decidirte a cultivarlo, debes en cuenta varios factores:

  • Suele crecer en climas fríos. No obstante, también es posible su cultivo en climas cálidos.
  • El rango de temperaturas ideal para esta planta es entre -5ºC y 8ºC
  • Para su correcto crecimiento, necesita estar en suelos francos con buen drenaje y nutridos.
  • El pH debe ser bajo, en torno a 6.
  • La frecuencia de riego debe ser regular para que la humedad en el suelo sea constante, pero sin encharcar. Es decir, lo ideal es que se riegue con frecuencia, pero no en abundancia.
  • La plantación del ruibarbo debe hacerse a partir de septiembre y empezará a brotar cuando las temperaturas sean las adecuadas.
  • Cuando los brotes alcancen los 10 cm de altura, será el momento de trasplantarlos a un huerto o a una maceta.
  • En los meses de mayo y junio ya se podrán recolectar los tallos

Hasta aquí llega nuestra entrada sobre el ruibarbo. ¡Esperamos que te haya sido útil!

Deja una respuesta